Estoy en la pista cómoda. Por el momento no despegaré.

jueves, 17 de marzo de 2011

Narciso











Nacer y hacerse flor. Llamarse narciso.
Dedicarse a ella, envolverse en su desarrollo.
Una flor así no se cotiza, sólo se dice que la has visto.
Y se lo dices a Ella.

3 comentarios:

amparito dijo...

Para cuando vienes a ver el Narciso Jacetano?
Besos de flor inclinada ante ti

Frantoia dijo...

Un poema. Una vez:

"Narciso. El vértigo. La piel. Horas de otra agonía que mi cuerpo no comprende y la insistencia azul del agua..."

Frantoia dijo...

Narciso. El vértigo. La piel. Horas de otra agonía que mi cuerpo no comprende y la insistencia azul del agua. Mi mano se refleja en el espejo y me convoca frente a mí con una fuerza que mi mano verdadera no conoce en el umbral de este retrato. Apenas un segundo y mi mirada es ya otra forma, un gesto fiel que no recuerdo haber borrado en mi memoria. Doy crédito a los ojos que me miran, a la proximidad del tacto. Cuando el espejo es otra vez el escenario, tiendo mi mano sobre el códice del agua y entre mis dedos veo crecer un pez secreto, transparente."
Carlos Jiménez Arribas